Las ideologías en quiebra de Castro y Assad

Dr. Oscar Elías Biscet
Presidente de la Fundación Lawton de Derechos Humanos
 
(www.miscelaneasdecuba.net). El sistema estalinista de la Unión Soviética (URSS) fue copiado al pie de la letra por los dictadores Fidel Castro y Hafiz al-Assad. Los dos jerarcas de estos satélites soviéticos instauraron en sus naciones regímenes radicales, socialistas y nacionalistas. El castrista bajo las bases del marxismo-leninismo y el basherista de esencia panarabismo.

Assad, por su fuerte tendencia antisemita, prefirió eliminar de su partido los nombres de los cofundadores del comunismo. Carlos Marx y Vladimir I. Lenin eran de ascendencia judía pero se convirtieron en anatemas del judaísmo porque sus teorías ideológicas, puestas en prácticas en muchos países, fueron antisemitas.

En la URSS, Cuba y Siria hubo períodos de extremas políticas discriminatorias y persecuciones antisemíticas. Entre 1970-1980 emigraron a los EE.UU. alrededor de 600 000 judíos soviéticos; en la Cuba de 1959, esta etnia constituía una población de entre 15 000-20 000 personas. Para 1965, sólo quedaban 2 000 habitantes de ascendencia judía. Pero el extremo lo encontramos en Siria donde actualmente viven alrededor de 45 judíos, debido al feroz hostigamiento de este grupo por el régimen de Assad.

Haciendo un poco de historia, el estado de Israel se fundó en 1948. El mismo no fue aceptado por los países árabes, los cuales, en su casi totalidad, se propusieron la destrucción de la nación de Israel. Desde dicha fecha varios enfrentamientos militares han tenido lugar en la región, conocidos como las cinco guerras árabes-israelís (La guerra de 1948; La Guerra de Suez, 1956; La Guerra de los Seis Días, 1967; Guerra de Yom Kipur, 1973; La guerra del Líbano). Siria ha participado en todos estos conflictos excepto en el de Suez.

El castrismo y el basherismo son ideologías extremas que fueron llevadas a la práctica por sus mandantes a través de invasiones militares. Castro no sólo introdujo sus mercenarios militares en África, América Latina y Asia; sino que apoyó el espíritu antisemita de Assad enviando más de 300 tanques para destruir el Estado Judío de Israel. Esta fue la guerra de Yom Kipur (1973) u Operación Luna Llena, preparada por Siria y Egipto, con el apoyo de ocho países árabes y otras fuerzas invasoras como Cuba, Pakistán y Corea del Norte. Todas estas fuerzas beligerantes tenían el financiamiento y las técnicas militares provistas por los soviéticos que eran sus consejeros militares.

Los sueños de Assad de crear la gran Siria ocupando los territorios de Israel y Líbano fueron frustrado para esta época, aunque más tarde usurpó la nación libanesa. Para Castro, su megalomanía napoleónica fue buscar vengarse de los isrealitas en el campo diplomático y alimentar su espíritu imperial con la intromisión de su ejército en naciones africanas; en especial Angola, donde cometió crímenes de guerra en el conflicto bélico civil que duró más de una década. Tanto Castro como Assad, ambos bajo presiones internacionales, se vieron obligados a retirar sus tropas de ocupación de esos países.

Castro y Assad aseguraron su sucesión por leyes constitucionales y partidistas. Así se hicieron del poder político de sus naciones: Raúl y Bashar. Ambos se presentan como líderes reformadores y se propusieron iniciar apertura y modernización de sus respectivos regímenes así como acabar con la corrupción. En su labor de limpiar la imagen de su régimen excarcelaron a prisioneros políticos y perdonaron a centenares de presos comunes. Pero estos dos tiranos no están dispuestos a ceder un centímetro en la rigidez absoluta de sus estructuras políticas.

Castro y Assad son aliados del régimen de los ayatolas iraníes. Estos procuran hacerse con el arma de destrucción masiva nuclear. Los tres regímenes se encuentran en la lista del Departamento de Estado de los Estados Unidos como países que apoyan a grupos terroristas o que tienen la capacidad de efectuar ataques con armas de destrucción masiva. Estos se han propuesto destruir al Estado Judío de Israel a través de un ataque bélico demoledor. Siria e Irán no han tenido el más mínimo pudor en declarar sus intenciones a los cuatro vientos. Castro, por su parte, ha usado la diplomacia para cumplir estos objetivos en los últimos años. Ejemplo de ello lo tuvimos en la Conferencia Mundial de Naciones Unidas de 2001 contra el racismo, donde Cuba, los países musulmanes y africanos se dedicaron a atacar con falsos argumentos a Israel.

En realidad, Irán es una gran amenaza a la paz mundial y pone en peligro la estabilidad del Oriente Medio. Los clérigos radicales iraníes se encuentran enfrascados en un desarrollo intenso de la carrera armamentística nuclear que inevitablemente hará caer la región en la nuclearización. Egipto y Arabia Saudita no tendrán otra alternativa que adquirir armas nucleares para evitar la invasión y destrucción de sus naciones por los ayatolas iraníes, que sueñan con la creación de un imperio musulmán chiita con Jerusalén como su capital.

Si las potencias occidentales quieren conjurar estos peligros, evitar una guerra regional y establecer una paz perdurable no tienen tiempo que perder para tomar medidas firmes, justas y necesarias que redundarán en beneficio de toda la humanidad.

Comentarios

Cuba y el creciente repudio popular hacia la policía castrista
[18-02-2020]
René Gómez Manzano
Abogado y periodista independiente
Reprimir a un ciudadano por expresarse en contra del gobierno constituye algo habitual para la Policía Nacional Revolucionaria. Foto de archivo.   (www.miscelaneasdecuba.net).- LA HABANA, Cuba. – El pasado viernes —¡por fin! — el diario Granma se animó a ofrecer alguna información sobre la escandalosa violación de una niña perpetrada en Santiago de Cuba, así como sobre la consiguiente protesta popular. Quebrantando las reglas del buen quehacer periodístico, antes había insertado un artículo de opinión consagrado al tema, pero sólo ahora, con la firma de José Llamos Camejo, cubrió la noticia.
Cuba impide mis plegarias en el desayuno de oración nacional
[18-02-2020]
Dr. Oscar Elías Biscet
Presidente de la Fundación Lawton de Derechos Humanos
  (www.miscelaneasdecuba.net).- La Habana, Cuba.  El Desayuno de Oración Nacional (NPB, sus siglas en inglés) es un foro anual, convocado por el Congreso de los EEUU y la organización cristiana de The fellowship Foundation; donde se reúnen muchas personalidades políticas, religiosas, empresariales y de la sociedad en general para reuniones, almuerzos y cenas, y juntos orar por la paz y la libertad.
Indignación de padres cubanos por falta de maestros
[18-02-2020]
ICLEP
No hay suficientes maestros. Texto y foto: Orelvis Hernández Pérez. Periodista Ciudadano.   (www.miscelaneasdecuba.net).- Sancti Spíritus, Cuba. Padres de estudiantes de la Escuela primaria Remigio Díaz Quintanilla se quejan ante las autoridades municipales de Educación por la falta de personal pedagógico que reciba a los educandos en el horario de la mañana, carencia que afecta la llegada en tiempo a los centros de trabajo.
Díaz-Canel y Raúl, ¿dónde están las casas y el vasito de leche?
[10-02-2020]
René Gómez Manzano
Abogado y periodista independiente
  (www.miscelaneasdecuba.net).- LA HABANA, Cuba. Los castristas, en medio de la situación caótica en la que ellos mismos han metido a Cuba, piensan seguir huyendo hacia adelante.
Suscripciones a Misceláneas de Cuba
Edición electrónica
Suscríbase para adquirir la revista
Colaboraciones
Envíe colaboraciones digitales a: colaborar@miscelaneasdecuba.net
Misceláneas de Cuba autoriza la reproducción de los textos aparecidos en su página digital y su revista impresa siempre y cuando se les indiquen como fuente.
Misceláneas de Cuba no comparte necesaria-mente las ideas vertidas en los artículos firmados, las cuales son responsabilidad de sus respectivos autores. La línea editorial de esta publicación quedó recogida en el artículo de fondo de su edición fundacional Pasando Revista a las Razones de la Revista.